MORTEROS 2018-05-04T09:23:21+00:00
MORTEROS



Son sistemas de protección mediante el recubrimiento del perfil metálico o del elemento de hormigón con proyección neumática de mortero, hasta 240 minutos. Es uno de los sistemas de protección al fuego más utilizado, que incorporan cargas especiales para aumentar su estabilidad al fuego y su aislamiento térmico. Dentro de estos aislamientos ignífugos nos encontramos básicamente con dos tipos de morteros proyectados, los morteros flexibles y los morteros rígidos.

La lana de roca es un material proyectado concebido para la protección pasiva contra el fuego en elementos constructivos de hormigón y elementos estructurales. Es un mortero flexible de baja densidad que también se utiliza para el aislamiento térmico y acústico en fachadas, medianeras y forjados, por tanto absorbe perfectamente los movimientos estructurales.

La Vermiculita es un mortero de proyección rígido, para la protección pasiva contra incendios en elementos estructurales metálicos y de hormigón, con alta dureza una vez terminado.

Con estos morteros se consigue una protección desde 15 hasta 240 minutos.